Inicio Macron Macron va por la Nueva Mayoría

Macron va por la Nueva Mayoría

816
0
Compartir

La campaña de las legislativas que se celebrarán en Francia en junio se abrió hoy, con tres semanas por delante para saber si el presidente francés, Emmanuel Macron, obtiene la mayoría necesaria para aplicar su programa y si los partidos tradicionales limitan las pérdidas de las presidenciales.

Con los sondeos a favor, Macron afronta el reto de conseguir que sus candidatos – aglutinados bajo el movimiento La República en Marcha- consigan una mayoría absoluta que le dejaría manos libres para aplicar los proyectos con los que derrotó a la ultraderechista Marine Le Pen en la segunda vuelta de las presidenciales, el pasado 7 de mayo.

Las encuestas otorgan a los candidatos de Macron en torno a un 30% de los votos, lo que, con el sistema mayoritario a dos vueltas que rige en Francia, podría traducirse entre 280 y 300 diputados, con la mayoría absoluta situada en los 288.

La República en Marcha ha presentado candidatos en 526 de las 577 circunscripciones de Francia y ha dejado vía libre a medio centenar de candidatos afines procedentes de los partidos tradicionales y que se han mostrado favorables a apoyar las políticas de Macron.

Es el caso del exprimer ministro socialista Manuel Valls, de los exministros también socialistas Miriam el Khomri y Marisol Touraine, pero también del nuevo ministro de Economía, el conservador Bruno Le Maire, o de algunos candidatos centristas del partido MoDem de François Bayrou.

La mitad de los candidatos macronistas procede de la sociedad civil, lo que hace más imprevisible augurar el resultado final, pero permitirán al presidente cumplir su compromiso de renovar la política: 212 diputados no optarán a la reelección, el doble que en los dos últimos comicios.

Evitar que Macron cuente con mayoría absoluta es el principal objetivo del partido conservador Los Republicanos, al que los sondeos sitúan como segunda fuerza política, con un 20 % de los sufragios y entre 150 y 170 escaños.

Eso supondría un retroceso con respecto a los 226 que tienen en la Asamblea Nacional actual, pero les mantendría como la principal fuerza de oposición.

La derecha francesa ha comenzado a notar ya el influjo en favor de Macron que entre sus electores está teniendo el nombramiento de un primer ministro, Edouard Philippe, procedente de sus filas, acompañado de dos ministros del mismo origen.

Varios de los diputados que aspiran a la reelección que se han mostrado favorables a apoyar desde el hemiciclo las políticas del presidente también se verán beneficiados por la ausencia de un rival macronista en sus feudos.

Con el mismo porcentaje de votos que Los Republicanos, según los sondeos, el sistema mayoritario puede volver a perjudicar a la extrema derecha de Marine Le Pen, a quien los sondeos otorgan entre 10 y 20 diputados.

Una cifra que dificultaría su intención de presentarse como líder de la oposición que se arrogó tras su derrota en la segunda vuelta de las presidenciales.

La propia Le Pen es candidata a entrar por vez primera en la Asamblea por la circunscripción de Hénin-Beaumont, la misma en la que hace cinco años se quedó a un centenar de votos de la victoria.

También aspira de nuevo a convertirse en diputado el izquierdista Jean-Luc Mélenchon, a quien las encuestas consideran bien situado para ganar el escaño por Marsella.

Su partido, La Francia Insumisa, tiene un 15 % de intenciones de voto, algo que se traduciría en una veintena de escaños, repartidos entre los melenchonistas y los del Partido Comunista de Francia, con el que las relaciones son tensas.

El panorama aparece más sombrío para el Partido Socialista, que tras la debacle en las presidenciales se teme ahora otro varapalo.

El Partido Socialista, que hasta ahora tenía la mayoría en el actual parlamento, aspira a conservar 80 diputados, aunque algunos de sus responsables aseguran en privado que no bajar de los 57 escaños de 1993, su peor resultado histórico, sería una buena noticia.

Los socialistas aparecen divididos entre quienes apuestan por apoyar a Macron y los que consideran que es necesario un contrapeso de izquierdas a sus políticas.

Entre estos últimos figura el líder del partido, Jean-Christophe Cambadelis, quien hoy no descartó incluso cambiar de nombre a la formación.

Fuente: https://www.terra.cl/noticias/mundo/europa/comienza-la-campana-de-las-legislativas-en-las-que-macron-busca-una-mayoria,b6ca57c5025c958c27f3605ddeecbea1j7rxlv0t.html